Varices y otros problemas del sistema circulatorio: Un tratamiento precoz puede retrasar su evolución

Posted on

Para mejor comprensión podemos decir que hay tres tipos de varices: las pequeñas que toman diferentes nombres: varicosidades, varículas, vívices, arañas vasculares, telangiectásias, etc. Las varices internas propiamente dichas no existen, usamos ese término para una explicación rápida de la insuficiencia venosa crónica que habitualmente se debe a algún fallo del sistema venoso profundo. La técnica utilizada por casi la totalidad de los centros era la ligadura del cayado asociada al stripping de la vena safena, y apenas existía experiencia con las técnicas endovasculares. Por ello, el CGD que quiera usar estas nuevas técnicas, requiere de una formación ecográfica básica (igual que ocurre por ejemplo en la cirugía hepática y en la anorrectal). Existen algunas recomendaciones que permiten prevenir la aparición de las varices, aunque no siempre se puedan evitar ya que suelen deberse a herencia genética en muchos casos. Además de este síntoma, que suele ser el más común hay otros que aparecen en ocasiones, siendo más graves o menos graves según las molestias que causen al paciente. Las úlceras venosas aparecen alrededor de los tobillos y presentan un cuadro sintomático bastante molesto, principalmente por el dolor, además de que se infectan de forma habitual. La cifra de pacientes afectados en cualquier grado de evolución de la patología varicosa, representa no sólo un problema individual, sino una elevada repercusión socio-económica y sanitaria a nivel nacional.

Cuidados personales - varices y otros problemas de las venas

No se puede decir que haya un sistema seguro de evitar las varices, porque ya hemos dicho que en su aparición puede influir una cierta predisposición genética, factores hormonales, etc. Hacer ejercicio, perder peso, elevar las piernas al descansar y no cruzarlas al sentarse puede ayudar a evitar que las várices empeoren. En fases iniciales sólo se advierten por signos indirectos: aumento de peso corporal o marcas (demasiado profundas o duraderas) causadas por la goma de los calcetines. A veces causan dolor cuya intensidad varía entre leve y moderada, coágulos de sangre, úlceras (llagas) de la piel y otros problemas. Se calcula que en España al menos 2.500.000 de personas tienen varices, y que cada año aproximadamente unas 250.000 presentan úlceras debidas a la insuficiencia venosa crónica. El sistema venoso de retorno de los miembros inferiores consta de tres sistemas importantes: sistema venoso profundo; sistema venoso superficial y sistema venoso comunicante. El sistema venoso superficial está formado por dos grandes venas; la vena Safena interna o Safena magna y la vena Safena externa, también llamada Safena parva, Safena posterior, Safena menor. Hipodermitis, engrosamiento y endurecimiento del subcutáneo por cronicidad de la enfermedad: tratamiento compresivo; dermatitis, asentando sobre un trayecto varicoso, cede con ungüentos corticoides de baja dosis y vendaje compresivo.

Varices y otros problemas del sistema circulatorio: Un tratamiento precoz puede retrasar su evolución

Úlcera varicosa, generalmente maleolar, asienta sobre una vena varicosa, se presenta en procesos crónicos por minusvalía dérmica; cede con reposo y cirugía definitivamente (Lámina 47:4) Otros autores reconocen la situación de las comunicantes mediante Endoscopía venosa y, mediante compresión del sistema venoso profundo, reconocen las comunicantes insuficientes y proceden a su sección y ligadura. Aunque son los miembros inferiores los más propensos a presentar varices, también pueden estar presentes en el esófago (varices esofágicas), región anal (hemorroides) y región testicular (varicocele). Muchas personas detectan los síntomas previos de las várices como son cansancio, pesadez, hinchazón, etc., pero no realizan ninguna clase de acción para evitarlas. Hoy día todas ellas han sido desplazadas por el eco-doppler, que es capaz de valorar de manera fiable y bajo visión directa en tiempo real la presencia del mencionado reflujo. También se puede estudiar la morfología y recorrido de las varices con detalle, todo ello es muy importante para valorar un tratamiento dirigido y óptimo para cada síndrome varicoso. • En general, las venas canulables (3mm o mayores) deben tratarse mediante escleroterapia y las menores con técnicas de láser (menos inconvenientes cosméticos que la micro esclerosis). Una vez que se desencadenan tienden, como todas las úlceras crónicas, a tener una evolucion insidiosa, con dificultad para cicatrizar, gran afectación de la piel circundante y frecuentes recidivas.

Varices pélvicas o síndrome de congestión pélvica

La edad es un factor de riesgo a considerar, las varices aparecen con una frecuencia cuatro veces mayor y la IVC es siete veces mas frecuente a los 60 años. La arteria es el vaso que lleva la sangre rica en oxígeno lejos del corazón, en dirección al resto del cuerpo, nutriendo órganos y tejidos. Además del edema, la retención de sangre de los miembros inferiores puede causar alteración de coloración de la piel, dejándola más oscura y morada. Las varices, además de en piernas y pies, pueden encontrarse en otras partes del cuerpo como el esófago (varices esofágicas), región anal (hemorroides o almorranas) o en los testículos (varicocele). Las válvulas son puertecitas que se cierran después de que pase la sangre a su través para tener la seguridad de que la sangre sigue avanzando, sin fluir hacia atrás. Los síntomas que pueden dar son piernas pesadas, inflamación, fatiga, picor alrededor de las varices, tobillos hinchados, calambres, e incluso dolor en las varices dilatadas e inflamadas. La anestesia requerida suele ser anestesia raquídea o general en el caso de varices de tamaño grande y mediano; para las de pequeño tamaño puede utilizarse anestesia local. Exercising, losing weight, elevating your legs when resting, and not crossing them when sitting can help keep varicose veins from getting worse.

Tipos de Operación de Varices (I). Cirugía de Varices Convencional (Safenectomía)

  • Anticonceptivos: aunque en la actualidad tienen bajas dosis de estrógeno, provocan retención de líquidos y también favorecen, de forma específica, el fallo de las válvulas de las venas reticulares. La insuficiencia venosa es un problema muy frecuente y se estima que aproximadamente 15 millones de españoles sufren sus incómodos efectos: calambres, hinchazón, dolor o pesadez en las piernas. Así, el sobrepeso, la vida sedentaria o trabajar muchas horas seguidas de pie o sentadas son factores de riesgo, pues se incrementa la presión en las venas de las piernas. La ausencia de oxígeno en estos vasos sanguíneos aporta una coloración azul que muchas veces hace que puedan ser observados por encima de la piel. Además, las venas poseen cada cierto tramo pequeñas válvulas que contrarrestan el efecto de la gravedad sobretodo en regiones de nuestro cuerpo alejadas del corazón como las piernas. Causas de varices Cuando algún problema impide que el retorno venoso funcione correctamente, la sangre se acumula y dilata las venas, causando las varices. Factores de riesgo de varices Muchos factores de riesgo favorecen la aparición de varices, como malas posturas, calzado inadecuado, obesidad, estreñimiento, embarazo, sedentarismo… Síntomas de varices Además de su aspecto poco estético, las varices provocan diversos síntomas, como dolor, picor, calambres, hormigueos, hinchazón, y hasta úlceras.

    ¿Cómo puedo prevenir las piernas cansadas?

    Cuando enferman, producen varices alrededor del útero, trompas de Falopio y ovarios; en casos avanzados, pueden englobar la vejiga y otros órganos pélvicos”, explica. Cirugía de raspado de vena: un procedimiento quirúrgico realizado bajo anestesia general que involucra el raspado o remoción de toda un vena superficial de la pierna. Por úlcera venosa o varicosa, se entiende a la úlcera causada por un anormal o mal funcionamiento o daño del sistema venoso, que puede ser debido a múltiples factores. La cirugía de las varices ha sido durante años aceptada como el método terapéutico más eficaz y de mejor pronóstico, aunque no siempre está indicada y puede no ser suficiente. Los efectos secundarios que pueden suceder inmediatamente después de la mayoría de estos procedimientos comprenden formación de moretones, hinchazón, cambios de color de la piel y dolor leve. Sin embargo, si el flujo de sangre a través de las venas empeora, pueden presentarse problemas como hinchazón y dolor en la pierna, coágulos sanguíneos y cambios en la piel. incluso la trombosis venosa profunda (TVP) Embolia pulmonar Flebitis Várices Al igual que las arterias coronarias, las arterias periféricas pueden ser obstruidas por placa. El diagnóstico puede confirmarse mediante los siguientes estudios: Ecografía (o ultrasonido): un estudio que consiste en emplear ondas sonoras para producir una imagen del flujo de sangre por las arterias.

    En qué consiste el tratamiento de las várices (la ablación endovenosa de las várices)

    Los aneurismas aórticos pueden producirse en el pecho (aneurismas torácicos), pero la mayoría se forman debajo de los riñones, en la región inferior del abdomen (aneurismas abdominales). El problema puede ser peligroso si el coágulo sanguíneo se desprende y, arrastrado por la corriente sanguínea, llega a los pulmones, ya que allí puede obstruir totalmente el flujo sanguíneo. De ser necesario, pueden observarse las venas por medio del ultrasonido, un estudio que consiste en emplear ondas sonoras para crear una imagen de la vena sobre una pantalla. Las mujeres embarazadas pueden sufrir várices debido a cambios hormonales y a la presión adicional que el feto ejerce sobre la región inferior del abdomen. enfermedad Inicio causando preocupación entre el bello sexo desde un punto de vista cosmético, pero no es el mayor problema, que puede estar asociada con venas varicosas. estancamiento de la sangre puede causar coágulos de sangre, violación de tejido trófica con el desarrollo de úlceras y gangrena, es posible la aparición de complicaciones tales como la tromboembolia. El tratamiento de dicha patología debe hacer phlebologist y durante el embarazo la mujer debe realizar una vasculares citas con el médico sólo después de consultar a su ginecólogo.